Volver al inicio

Los pesos pesados del rock

El metal es un género cuyo desarrollo registra incontables aportaciones, fruto de un árbol genealógico que, cinco décadas después, sigue dando nuevos brotes y reinventándose

Enviar por e-mailEnviar por e-mail
Antetitulos: 
Black Sabbath escribió el manual del heavy metal.
Black Sabbath escribió el manual del heavy metal.

A mediados de la década de los sesenta, una serie de músicos inició el experimento de intensificar los decibeles de sus amplificadores y la velocidad con que tocaban sus instrumentos. En ese sentido se distanciaron del blues, del que habían abrevado, y fueron creando otro sonido, al que pronto se le llamó rock pesado o hard rock. Fue Led Zeppelin la agrupación que desempeñó un papel determinante en esta progresión e inspiró a tantos otros a inclinarse por los recientes hallazgos, para ir conformando lo que a la postre se denominó heavy metal. Nacía a los oídos del mundo un sonido novedoso que, paralelamente, fue creando una estética distintiva y propia, que marcó las portadas de sus discos, el carácter de sus conciertos y los rituales de sus cada vez más seguidores. De entonces a la fecha, el metal es un género cuyo desarrollo registra incontables aportaciones, fruto de un árbol genealógico que, cinco décadas después, sigue dando nuevos brotes y, con ello, reinventándose de mil maneras. Ante un panorama que se desborda en propuestas y modalidades, resulta difícil señalar cinco exponentes como los pesos pesados del género. No obstante, cometemos el atrevimiento de hacerlo, sin por ello subestimar lo que tantos otros le han dado, de Deep Purple a Iron Maiden y de Uriah Heep a Judas Priest, para hacer del metal una de las formas musicales más veneradas a lo largo del planeta.

 

Led Zeppelin

No había una intención premeditada por parte de Zeppelin para crear una nueva escuela musical, pero lo que sus cuatro integrantes intuyeron en 1968, inspirados en el blues estadunidense, cambió el curso de la historia. Zeppelin inventó muchas de las características del hard rock: el falseto de la voz de Robert Plant, una; la fuerza y la estridencia de la guitarra de Page, otra; la contundencia de Bonham en la batería, una más. Aún hay quienes debaten si sentaron las bases del metal, pero el universo sonoro que revelaron anunció el camino que muchos emularon a continuación.

 

Black Sabbath

El cuarteto encabezado por Ozzy Osbourne escribió el manual del heavy metal. Y él se consolidó como la figura que hizo de tal estilo una forma de vida, a la que incluso las cámaras de mtv registraron cotidianamente. En los riffs de Tony Iommi se finca el sonido guitarrero del que partieron las incontables ramificaciones del género. Asimismo, Iommi es un símbolo de incondicionalidad, tras seis décadas de militancia ininterrumpida. Como señala el diario británico The Guardian: “Sus primeros seis álbumes establecieron los textos que todos seguirían”.

 

AC/DC

Pocas imágenes tan distintivas como la del prodigioso Angus Young, ese colegial eterno que encarna como nadie el espíritu de adolescencia eterna que distingue al metal, paseando a toda velocidad sus dedos por los trastes de la guitarra y agitando la cabeza violentamente, gesto que luego adoptarían como rasgo de identidad los seguidores del género. Su fórmula letal de tres acordes, así como esa propensión a la autodestrucción —que, de hecho, siguió al pie de la letra Bon Scott, su primer vocalista, quien bebió alcohol hasta morir—, son también herencias suyas.

 

Rush

La sofisticación del género y su acercamiento al rock progresivo tienen en el trío canadiense a su máximo exponente. Sus tres integrantes: Geddy Lee, Alex Lifeson y Neil Peart se perfilaron como exquisitos instrumentistas, virtud que los llevó hacia formas musicales marcadas por la sofisticación y la demostración constante e irrevocable de su atributos, otra de los marcas que han hecho del metal un estilo que en directo resulta un espectáculo al que detona esa ecuación que suma electricidad a tope y adrenalina desbordada.

 

Metallica

Institucionalizaron el metal y se convirtieron en una empresa de grandes alcances, más allá de afianzarse como uno de los pesos pesados indiscutibles del género al que alude su nombre. Supieron asimilar todos y cada uno de las trazos del género para erigirse como uno de sus más arquetípicos representantes, así como el más exitoso y masivo de todos. Pero lo suyo no fue sólo afianzar una infraestructura infalible: asimismo, han probado ser dotados músicos con la capacidad de asumir el reto artístico que se propongan.

  • Más reciente
  • Más popular
La apuesta de la nueva Administración es facilitar la inclusión de los jóvenes al mercado laboral
Como un programa interesante que busca reducir la precariedad laboral...
Viernes, Marzo 1, 2019 - 00:30
Cartel para exigir la aparición de los 43 normalistas de Ayotzinapa. Imagen: Clay Rodery
Según datos de la Encuesta Nacional de Calidad e Impacto...
Viernes, Marzo 1, 2019 - 00:30
Estábamos en una comunidad rodeada de montañas. Nos pidieron estar...
Viernes, Marzo 1, 2019 - 00:30
Imagen de la charla TED de Bill Gross.
“Aún estoy aprendiendo” es una frase célebre atribuida a Miguel Ángel...
Viernes, Marzo 1, 2019 - 00:30

sígueme
  • RSS
  • Twitter
  • Facebook
  • Linkedin
  • Flickr
 

issuu.com

Publicidad

Web Diana Martin