Volver al inicio

Las heridas invisibles de la migración

Deportados y migrantes en tránsito sufren crisis emocionales que, al no atenderse, pueden orillarlos a tomar decisiones que los lleven a su muerte, dice Bernadette Eguía, egresada de Psicología del ITESO, que trabajó en Nogales con la Iniciativa Kino para la Frontera

Enviar por e-mailEnviar por e-mail
Antetitulos: 
Eguía trabajó en Casa Nazareth, de la Iniciativa Kino para la Frontera. Foto: Cortesía
Eguía trabajó en Casa Nazareth, de la Iniciativa Kino para la Frontera. Foto: Cortesía

Lilián tenía su vida hecha en Estados Unidos, junto con su esposo y sus hijos —una adolescente que está a punto de cumplir 15 años, un niño de tres años y uno más en camino—. Todo estaba bien hasta que un día él fue detenido y ella, deportada. En uno de sus intentos por regresar con su familia, fue llevada, con la promesa de obtener papeles para cruzar la frontera, a una casa de trata de personas con vínculos con redes del narcotráfico. A Lilián no le permitían salir de su habitación. Un día, la vivienda y quienes estaban ahí fueron atacados; ella sobrevivió pero el operador de la casa de trata se la llevó a un hotel. En cuanto vio la oportunidad, Lilián escapó por la ventana y subió a un taxi con rumbo a la central camionera para regresar a Casa Nazaret, en Nogales, un albergue que recibe a mujeres migrantes. Sabía que ahí se iba a encontrar con Bernadette Eguía.

Bernadette, egresada de Psicología del ITESO, atendió la crisis de Lilián, a quien le seguían llegando mensajes a su celular en los que le aseguraban que ya estaban sus papeles y le preguntaban dónde se encontraba para entregárselos. Al mismo tiempo, del otro lado de la frontera sus familiares recibían llamadas en las que les decían que ella estaba detenida y debían hacer un depósito en efectivo si querían que fuera liberada. Esto se aclaró una vez que Lilián habló con su suegra, quien se estaba haciendo cargo de sus hijos.

Pasada la crisis, Lilián se fue del albergue para intentar, de nuevo, cruzar la frontera. De las más de 200 mujeres con las que Bernadette tuvo contacto, sabe que diez lograron cruzar, entre las cuales está Lilián.

El Proyecto de Aplicación Profesional (PAP) de Migración en la Frontera México-Estados Unidos, del Centro de Investigación y Formación Social del ITESO, la llevó a Nogales para colaborar con la Iniciativa Kino para la Frontera, de la Compañía de Jesús. Ahí impartió talleres de bienestar personal, de autoestima y de generación de un proyecto de vida en el albergue Casa Nazaret, además de ser voluntaria en El Comedor, espacio que atiende a personas recién deportadas o en tránsito. Ahí Bernadette sirvió comida y, cuando era necesario, dio atención de primeros auxilios.

“[Esperaba] tener un contacto cercano con los migrantes, y sí pensaba en que iba a ser psicóloga, pero no sabía lo que era ser psicóloga todavía”, cuenta Bernadette. “Ya no tienes chance de ser estudiante, ahí ya hay vidas que están corriendo riesgo”.

migrantes en tránsito Foto: culturacolectiva.com

Cuando llegó a Nogales, su idea era instrumentar un proyecto con las mujeres migrantes. Una vez que estuvo allá, se dio cuenta de que era necesario atender diversas situaciones de crisis que sufrían quienes ahí se encontraban. En muchos casos, la crisis emocional era por la incertidumbre que tenían hombres deportados que llegaron a Estados Unidos cuando eran bebés y que ahora, 50 años después, eran desterrados. Otros, de separación familiar porque sus hijos se quedaban “del otro lado” por ser ciudadanos estadunidenses, mientras al padre de familia lo deportaban por Nogales y a la mamá por Mexicali, por ejemplo.

“Hay muchísima violación y secuestro; muchas víctimas del crimen organizado, de las policías, de autoridades oficiales; el trauma de ver muertos en el desierto, el trauma de que iban con un compañero y regresaban solos porque a su pareja la mataron y el trauma de estar secuestrados”, explica la egresada, quien a la par del PAP realizó una investigación que está por terminar: La autopercepción de la mujer migrante en su proceso migratorio.

Iniciativa Kino para la Frontera se dedica a hacer investigación de manera coordinada con universidades jesuitas de Estados Unidos con la finalidad de denunciar abusos de derechos humanos y el foco está en los hombres, señala Iliana Martínez, coordinadora del PAP de Migración en la frontera México. “Lo que Bernadette intenta hacer es darle resultados sobre lo que pasa con las mujeres”, comenta Iliana. La investigación apunta a que muchas de ellas dejan su lugar porque son víctimas de la violencia. “Se habla mucho de que, al migrar, a las mujeres las violan, y no de que la mayoría de ellas viene huyendo porque el esposo, el papá o el tío las violó o la familia las maltrata. En la investigación que yo hago, estas mujeres reconocen su autodeterminación para decir: ‘yo me salgo de mi casa porque quiero algo diferente’”, afirma Bernadette.

La atención psicológica a migrantes es un área descuidada, dice, ya que los albergues u organizaciones que apoyan a este sector se abocan a satisfacer necesidades como de alimentación y el vestido.

Atender las crisis emocionales de los migrantes podría ayudarlos para que no tomen decisiones precipitadas que los pudieran llevar a la muerte, comenta la egresada de la Universidad Jesuita de Guadalajara, quien hizo un manual de intervención en crisis y espera poderlo llevar a más albergues para capacitar a quienes están en contacto con migrantes para que, a su vez, estén en condiciones de brindar atención psicológica.

Iliana Martínez señala que los alumnos, a la par del trabajo que realizan de manera directa con los migrantes, desarrollan productos que les son útiles a las organizaciones con las que el Proyecto de Aplicación Profesional colabora. m.

 

Para saber más

Mira esta entrevista que le hicimos a los directores de la Iniciativa Kino para la Frontera.

  • Más reciente
  • Más popular
Salir a pasear en bicicleta. Eso es lo que María Salguero hace...
Lunes, Agosto 7, 2017 - 14:19
Kumamoto en una actividad con habitantes de su distrito. Foto: kumamoto.com
Parecía una reunión de viejos conocidos: la pequeña oficina pronto se...
Martes, Agosto 1, 2017 - 00:30
Cada día miles de personas cruzan el país a bordo de «La Bestia». Fotos: Reuters
La fotografía que se proyecta en el auditorio D del ITESO muestra la...
Martes, Agosto 1, 2017 - 00:30
En los últimos tiempos, la economía digital se ha convertido en uno...
Martes, Agosto 1, 2017 - 00:30

sígueme
  • RSS
  • Twitter
  • Facebook
  • Linkedin
  • Flickr
 

issuu.com

Publicidad

Web Diana Martin