Volver al inicio

El placer de la burbuja

A manera de brújula, en esta entrega haremos un breve recorrido por los vinos espumosos más comunes, esos que también venden en las tiendas de autoservicio.

Enviar por e-mailEnviar por e-mail
Antetitulos: 

Las celebraciones ameritan burbujas. Quizá porque son juguetonas y brincan en la boca con cada trago, de la mano de la alegría que nos hace buscarlas. Por ello se vuelven las invitadas de honor en las fiestas de fin de año, ya sea en una dulce sidra o en un burbujeante vino. A manera de brújula, en esta entrega haremos un breve recorrido por los ejemplares espumosos más comunes, esos que también venden en las tiendas de autoservicio: cava (España), prosecco y asti (Italia), champaña (Francia), los espumosos simples y los gasificados.

Primero habrá que precisar que todos ellos pertenecen a uno de dos grupos, los espumosos naturales o los gasificados. Los primeros contienen gas carbónico natural que se obtiene en una segunda fermentación; los segundos tienen gas carbónico añadido. Cuando hablamos de una segunda fermentación significa que a un vino base (que ya tuvo su primera fermentación) se le añaden azúcares y levaduras, y durante ese proceso se forma anhídrido carbónico natural, que tendrá más calidad mientras mejor integrado esté al líquido.

Los espumosos tienen dos métodos de elaboración: el charmat, en el que la segunda fermentación se efectúa en grandes depósitos de acero inoxidable, y el tradicional, usado en la producción de champaña o champenoise —que es más costoso, delicado y más largo, pero que da como resultado caldos mejor integrados y más ricos en aromas y sabores—, en el que la segunda fermentación sucede en la botella.

Para conocer qué tan dulce es el vino espumoso hay que leer la etiqueta: encontrará las palabras brut o semiseco, y eso depende del contenido de azúcares residuales:

Brut nature: hasta 3 g/l de azúcares

Extra brut: hasta 6 g/l

Brut: hasta 15 g/l

Extraseco: entre 12 y 20 g/l

Seco: entre 17 y 35 g/l

Semiseco: entre 33 y 50 g/l

Dulce: más de 50 g/l

La elección es cuestión de gustos, el mejor siempre será el que más nos guste. 

 

Cava

Es un vino espumoso natural elaborado con el método tradicional, con denominación geográfica regulada; es decir, se produce en una región determinada conforme un protocolo de elaboración reglamentado. Es posible producirlo en 157 municipios de España, sobre todo en la región de Cataluña, y el Penedés es el principal productor. No goza de una Denominación de Origen como tal, sino de una indicación de calidad ligada a una zona de producción, ya que la palabra cava no especifica un nombre geográfico (como Tequila o Champaña), sino el sitio donde sucede su segunda fermentación en botella (cava significa cueva, tanto en castellano antiguo como en catalán).

 

Champaña

El más famoso vino espumoso francés se elabora en la región de Champaña, situada a 150 kilómetros al noreste de París, en la zona de Reims —en seis diferentes subzonas—, con el método champenoise. Goza de Denominación de Origen, que regula su calidad y lo protege de imitadores. Contiene dos uvas tintas, la pinot noir y la pinot meunier, y una blanca, la chardonnay.

 

Prosecco

Elaborado con el método charmat a partir de la variedad de uva prosecco (autóctona de la zona de Treviso, muy cerca de Venecia, Italia, donde tienen un doc Prosecco di Conegliano Valdobbiadene); el vino es de color amarillo pajizo claro con tonos verdosos, produce cierta acidez de manzanas verdes en nariz y en boca, tiene un ligero toque de almendra, y generalmente es seco o extraseco.

 

Asti

Si usted es de gustos suaves y dulces, gozará de un asti (le viene el nombre de la región donde se produce, que goza de Denominación de Origen, cerca de la ciudad de Canelli). Es un espumoso blanco dulce italiano, de la uva moscatel blanca, principal cepa del Piamonte meridional, elaborado con el método charmat, y se caracteriza por su intensidad aromática a uva fresca.

 

Lambrusco

Vino de una cepa tinta de la región de Emilia, alrededor de Módena, Italia, utilizada para elaborar cuatro denominaciones distintas. La mayoría de las veces es ligeramente burbujeante (frizzante), o de aguja, dulce y fácil de beber. Por lo general es tinto y está hecho para beberse pronto, aunque se puede encontrar blanco o rosado.

 

¡Salud y felices fiestas! m

  • Más reciente
  • Más popular
Allende sigue siendo una cicatriz de la guerra en México. Los...
Jueves, Junio 1, 2017 - 12:38
El objetivo es ayudar a menores de escasos recursos para que recuperen la audición y retomen sus estudios.
Según la Organización Mundial de la Salud (OMS), 360 millones de...
Jueves, Junio 1, 2017 - 00:30
Aunque existe un Sistema Nacional de Atención a Víctimas, los avances son pocos
En México, nueve de cada diez personas no denuncian los delitos, y...
Jueves, Junio 1, 2017 - 00:30
"Me di cuenta de que me encantaba la ciencia pero me gustaba más la parte humanística", afirma
Si me preguntan por Jimena Canales, responderé que es una...
Jueves, Junio 1, 2017 - 00:30

sígueme
  • RSS
  • Twitter
  • Facebook
  • Linkedin
  • Flickr
 

issuu.com

Publicidad

Web Diana Martin